¿Por qué fotografía? Te estarás preguntando, siendo una web de literatura y yo siendo escritor, o por lo menos hay quienes aseguran que lo soy. La respuesta puede ser sencilla o, quizás, no sea respuesta en su totalidad. 

Desde hace varios años tengo la recurrente curiosidad o impulso de poder retratar, inmortalizar ciertos momentos, instantes, objetos y seres con el ojo de una cámara, ya sea profesional o con mi propio celular. Quizás sea una manera de cubrir una deuda personal por el hecho de haber "perdido la mano" con la ilustración hace ya tanto tiempo y, de esta forma, poder plasmar en pantalla o papel una imagen repleta de significados.

Lo cierto es que me fascina capturar esos momentos que esconden sentimientos, aromas, sonidos que solo yo tengo el privilegio de recordar pero que, de esta manera, pueda compartir en cierto modo.

No es la intención ser fotógrafo, no lo soy ni mucho menos, sino de poder tener un pequeño espacio para compartir aquello que, en un momento fugaz, mis ojos vieron y tuve el deseo inmortalizar. He aquí solo algunos de estos instantes eternos en el implacable e irreversible paso del tiempo.